PATOLOGÍA CONSTRUCTIVA

¿Has detectado que las paredes del sótano están llenas de humedades? ¿Has oido un crujido en el suelo de tu casa? ¿Notas que el suelo de alguna habitación está inclinándose? ¿Desde hace un tiempo tienes una fisura que se va haciendo más grande? ¿Has observado que en el patio de la comunidad hay una grieta entre dos fachadas? ¿Sientes que al subir la escalera del edificio la barandilla se está inclinando y los peldaños también?

Si observas que en tu vivienda, en tu casa o en el edificio en el que vives aparecen problemas que no existían o cambios en las grietas anteriores, en el suelo o en elementos comunes, necesitais que un técnico especialista en patología de la construcción os visite para buscar la mejor solución a cada uno de esos daños.